Cómo buscar un psicólogo?

elegir psicologo

Una de las preocupaciones que tenemos es saber encontrar un buen psicólogo que nos pueda ayudar a resolver nuestros problemas.

El hecho de que un psicólogo funcione por una persona no significa que en la otra también le tenga que ir bien. Puede que la relación psicólogo-paciente no sea del todo buena, puede que te sientas más cómodo explicando tus preocupaciones a una mujer o tal vez más a un hombre, por lo tanto a la hora de escoger debes tener en cuenta todos estos factores.

De todas formas, hasta que no vayas y veas como te encuentras y qué confianza le puedes llegar a coger, no lo sabrás, por lo tanto si ves que no te sientes cómodo, tienes que buscar otro.

Hay que tener en cuenta qué tipo de psicólogo necesitamos, ya que los hay especializados en cualquier rama: psicólogos clínicos, psicoterapeutas, psicólogos educativos, psicólogo infantil

Aparte de elegir a la persona, tienes que decidir si quieres una terapia larga o una más breve centrada en el problema concreto que tienes. Y hay que conocer, también, que hay diferentes maneras de hacer psicoterapia, aunque cada vez más estas corrientes están complementando.

cabeza cerradura

Tradicionalmente ha habido los siguientes modelos en psicoterapia:

Nota: La explicación que sigue es muy resumida y seguro que faltan algunos aspectos.
Modelos psicodinámicos: Es centran en la importancia del conflicto intrapsíquico de naturaleza inconsciente. Iniciado por Freud con el psicoanálisis, la actividad mental depende principalmente de la actividad del inconsciente.

La persona ha aprendido a afrontar de manera inconsciente las inseguridades y la ansiedad que se le presentan desde pequeña y eso le provoca conflicto. Estos conflictos son la causa del malestar que puede sufrir.

Modelos humanistas-experienciales: Tienen su referencia en la “psicoterapia centrada en el cliente”, consideran que “el hombre es sano” es decir que la persona ya tiene una especie de impulso hacia el crecimiento y el ajuste.

Este tipo de terapia quiere llevar al hombre a la plena realización de sus cualidades, y por tanto se centra en crear las condiciones para su crecimiento y desarrollo correcto: la persona puede haber aprendido un concepto negativo de sí mismo lo que lo lleva a experiencias de desaprobación. El trabajo terapéutica consistirá, pues, a ayudarla a que reconozca sus sentimientos, y vivenciar sus experiencias que de momento tiene reprimidas.

Otra enfoque humanista es la terapia Gestalt que considera que la persona quiere completar su existencia y por lo que muchas veces niega necesidades y deseos personales produciendo síntomas y malestar. La Gestalt quiere integrar la valoración de la actualidad (el presente, “aquí y ahora”), la valoración de la conciencia (trabaja con experiencias sensoriales no con el discurso intelectual) y con la valoración de la responsabilidad, es decir , cada uno es responsable de su conducta.

Modelos conductuales con la terapia de conducta basado en la conducta de la persona y sus acciones. Según este movimiento la conducta es el resultado de respuestas aprendidas, es decir, como la asociación de un estímulo exterior y la respuesta que da nuestro organismo.

cerebro de colores

Actualmente este modelo se complementa con

Modelos cognitivos donde los procesos del conocimiento son los más determinantes en la conducta del hombre. La mayor parte del malestar de las personas deriva de sus creencias irracionales, por lo tanto la función del terapeuta cognitivo se enseñar al paciente a ser consciente de todos los significados disfuncionales.

La terapia constructivista se centra más en explorar y el terapeuta evita imponer sus propias construcciones a los pacientes. Simplemente el terapeuta establece las condiciones y una especie de guía para que el paciente haga su propia exploración.

La Terapia Cognitiva-conductual se ha convertido en los últimos 30 años en la principal corriente en psicoterapia. Nuestros pensamientos conscientes o no son la base de nuestra respuesta emocional. La forma en que interpretamos la realidad puede ser modificada si cambiamos nuestros pensamientos automáticos distorsionados. Al mismo tiempo existe la conducta aprendida que también hay que ir modificando.

Estas cambios son los que el terapeuta intenta ayudar a realizar y para ello utiliza diferentes técnicas entre las que se encuentra la hipnosis cada vez más aceptada por la comunidad de psicólogos (véase La hipnosis te da miedo?).
Como citan Willerman y Cohen (1990) cada modelo teórico de psicopatología en realidad es un conjunto de enunciados que explican algunos pero no todos los aspectos de la anormalidad. Si es utiliza sólo un modelo para explicar la conducta es como tratar de explicar un cilindros basándose sólo en una de las sombras que pueda proyectar.